Afortunadamente de forma progresiva las ciencias de la salud se introducen en el mundo del caballo, y palabras como osteópata, fisioterapeuta o rehabilitador empiezan a usarse en el ámbito ecuestre. A priori es en el mundo del caballo de deporte donde antes hemos empezado a escucharlas, ya que para el bienestar del caballo sometido a un entrenamiento son fundamentales, pero son cada vez más los propietarios de caballos de ocio que se preocupan por el estado físico de sus compañeros de cabalgada.

En primero lugar haremos una distinción entre los significados de “Fisioterapeuta” y  osteópata”, entendiendo por Fisioterapeuta como el profesional sanitario cualificado que estudia, diagnostica y trata dolencias relacionadas con el sistema musculo-esquelético, y las corrige de forma dinámica  con medios mecánicos y con terapias adicionales. A diferencia del fisioterapeuta el osteópata estudia y diagnostica las alteraciones de la salud entendiendo el organismo como un todo, y buscando el origen de las dolencias en la pérdida del equilibrio sistémico. El osteópata se vale también de la intervención mecánica a través de puntos estratégicos del organismo y terapias adicionales como la acupuntura y otras.

El osteópata profundiza en la búsqueda del origen de la disfunción, y la corrige desde esta base.El caballo de silla es objeto de agresiones inevitables que pueden desembocar en una disfunción, ya sea una claudicación, una limitación en el movimiento, una contractura muscular o un bloqueo, incluso en problemas metabólicos importantes. Factores como la raza morfología o la biomecánica de un ejemplar pueden ser predisponentes a desarrollar una disfunción. De forma externa los factores que pueden propiciar la aparición de problemas pueden ser desde un entrenamiento inadecuado ((cerrar demasiado la nuca, trabajar invertido), la utilización de un equipo poco adecuado como una silla que invada regiones corporales que sufren con la presión (espalda, zona lumbar), bastes demasiado cerrados o deformados.

Es precisamente por esto motivos por el que los caballos que son montados a la amazona necesitan una vigilancia especial  y ser revisados por un fisioterapeuta o  un osteópata regularmente.

A) La silla de amazona es asimétrica. Esto supone que ejerce presiones diferentes en ambos lados del caballo y esa asimetría puede ser origen de problemas.

B) El peso de la amazona, aunque esta se siente correctamente, tiende por la posición de esta, a proyectarse más cerca de la zona caudal del dorso, ya en las costillas flotantes, que es precisamente la zona más débil del dorso ya que sus estructuras anatómicas están menos reforzadas.

C) El peso de la amazona esta descompensado aunque se esfuerce en sentarse  muy centrada, ya que ambas piernas quedan en el mismo lado, y la presión es mayor en este lado y en una zona bastante delicada como es la zona de las espaldas.

D) Si hablamos de sillas de amazona vaqueras el problema es mayor. La montura vaquera de horcajadas ya es por su tamaño una silla invasiva, que suele comprometer la zona de las espaldas y cuyo baste trasero muchas veces llega demasiado cerca de la zona lumbar. En el caso de la silla de amazona es incluso un poco más largo. Generalmente sus bastes están demasiado rellenos y no tienen una disposición anatómica en consonancia con la anatomía del caballo.En definitiva debemos asumir que el caballo de amazona, como ocurre en todas las modalidades ecuestres, tiene su “talón de Aquiles”, y somos las usuarias las que tenemos que encargarnos de prevenir y cuidar su bienestar. Para ello tenemos que contar con el asesoramiento de profesionales titulados que hayan estudiado en profundidad la anatomía del caballo y sus diferentes patologías. No debemos caer por comodidad  en creernos lo que nos dicen personas afines que no gozan de la cualificación necesaria ya que la  anatomía y fisiología del caballo son complejas y necesitan un conocimiento profundo, tal vez a nosotros no nos duela pero a nuestro caballo SI.

Deja una respuesta

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies